Puentes de Nueva York

Puentes famosos de Nueva York

Si hay una imagen mundialmente famosa es la de los puentes de Nueva York, incluyendo el Puente de Brooklyn, el Puente de Queensboro o el Puente de Williamsburg.

Puentes de Nueva York sobre el río Este
Puentes de Nueva York sobre el río Este

Unen la isla de Manhattan con los distritos de Brooklyn, Bronx y Queens, sólo exceptuando a Staten Island que se llega en ferry.

La mejor manera de disfrutarlos es a bordo de los water taxi, barcos o cruceros que atraviesan el río Hudson y el río Este.

Puente de Brooklyn

Situado al suroeste de Manhattan, une la isla con el distrito de Brooklyn.

Puente de Brooklyn uniendo las orillas de Manhattan y Brooklyn
Puente de Brooklyn uniendo las orillas de Manhattan y Brooklyn

Historia

Su construcción se realizó entre 1870 y 1883, como solución a los problemas que había para cruzar el río congelado durante el invierno.

Con sus 1.825 metros de longitud, fue durante 6 años el puente colgante más largo del mundo.

Puente de Brooklyn en Nueva York
Puente de Brooklyn en Nueva York

Arquitectura

La distancia entre pilares es de 486 metros, siguen un estilo neogótico con arcos apuntados en la dos torres laterales.

De altura llegan a 84 metros, lo que les valió algún tiempo para ostentar el título de torres más altas del hemisferio occidental.

Desde los pilares salen los cables de acero que sujetan toda la estructura colgante, en total se usaron más de 23.000 kilómetros de cable.

Cruzando el Puente de Brooklyn hacia Manhattan
Cruzando el Puente de Brooklyn hacia Manhattan

Llegar y cruzar

Es posible atravesar el puente andando o en bici, a través de una plataforma ubicada en la zona superior.

También se puede cruzar en coche, a través de los tres carriles que hay para cada sentido en la zona inferior.

Las mejores vistas se obtienen desde Brooklyn, con el fondo incomparable del skyline de Manhattan.

Para llegar al Puente de Brooklyn hay dos opciones, desde Manhattan o desde Brooklyn.

En Manhattan las estaciones de metro más cercanas son: Brooklyn Bridge – City Hall, líneas 4, 5 y 6 o Chamber St, línea J.

En Brooklyn las estaciones de metro más cercanas son: High St, líneas A y C o York St, línea F.

Puente de Manhattan

Situado muy cerca del Puente de Brooklyn, también se alza sobre el río Este para conectar los distritos de Manhattan y Brooklyn.

Desde el 2009 el Puente de Manhattan ostenta el título de Monumento Histórico Nacional de Ingeniería Civil.

Historia

De los tres puentes que cruzan la parte baja del río Este, el Puente de Manhattan fue el último en construirse.

Concretamente se abrió al tráfico el 31 de diciembre de 1909.

Del diseño se encargó el arquitecto Leon S. Moisseiff, en su momento fue una idea muy novedosa por el refuerzo aportado a la estructura de los puentes colgantes.

Puente de Manhattan en Nueva York
Puente de Manhattan en Nueva York

Arquitectura

El Puente de Manhattan tiene una longitud de 2.089 metros, la sección principal mide 448 metros y cada una de las laterales 220 metros.

Está formado por dos niveles, en el superior, pensado originalmente para los tranvías, hay cuatro carriles para el tráfico rodado.

En el inferior hay tres carriles, cuatro vías de metro, una acera para los peatones y un carril bici.

Del lado de Manhattan se puede ver una majestuosa columnata añadida en 1915, obra de la firma de arquitectos Carrère and Hastings.

Se pensó como una forma de dar continuidad desde los edificios de la gran ciudad hasta el acceso al puente.

Puente de Manhattan visto desde Brooklyn
Puente de Manhattan visto desde Brooklyn

Cómo llegar

En Manhattan la parada de metro más cercana es East Broadway, línea F, y en Brooklyn la parada York St, también de la línea F.

Aunque no llega a tener la fama del Puente de Brooklyn, es una buena alternativa para obtener fotografías de éste con el skyline de Manhattan al fondo.

Puente de Williamsburg

Remontando el río Este desde la Bahía de Nueva York, primero encontramos el Puente de Brooklyn, después el Puente de Manhattan y finalmente el Puente de Williamsburg.

Aunque en realidad es el segundo que se construyó para unir Lower Manhattan con el distrito de Brooklyn.

En el año 2009 recibió la distinción como Monumento Histórico Nacional de Ingeniería Civil.

Historia

Las obras se iniciaron en 1896 y se alargaron hasta 1903, del diseño se encargó el arquitecto Henry Hornbostel.

Se trataba de un concepto moderno para la época, ya que por primera vez se construyeron las torres completamente de acero.

Tras su inauguración se convirtió en el puente colgante más largo del mundo, aunque el récord le duró poco más de 20 años.

Puente de Williamsburg, une Lower Manhattan con el distrito de Brooklyn
Puente de Williamsburg, une Lower Manhattan con el distrito de Brooklyn

Características

El Puente de Williamsburg tiene una longitud total de 2.227 metros, la sección principal ocupa 490 metros.

Las torres tienen una altura de 94 metros, midiendo desde la superficie del río.

También midiendo desde el río, la distancia hasta el centro del puente son 41 metros.

Actualmente el Puente de Willliamsburg y el Puente de Manhattan, son los únicos puentes colgantes de Nueva York que tienen tráfico ferroviario y tráfico rodado.

Tiene cuatro carriles para el tráfico rodado, cuatro vías de metro, una pasarela para peatones habilitada para personas con discapacidad y un carril bici.

Cómo llegar

Se puede llegar desde cualquiera de los dos distritos que conecta, Manhattan o Brooklyn.

En Manhattan la estaciones de metro más cercanas son: Delancey St, por donde pasa la línea F o Essex St, líneas J y M.

Al lado contrario, en Brooklyn, la estación más cercana es Marcy Av, por donde pasan las líneas J y M de metro.

Puente de Queensboro

Ubicado a la altura de Midtown Manhattan, el Puente de Queensboro conecta con el barrio Long Island City, en Queens.

Además pasa sobre la Isla Roosevelt, aunque la forma más pintoresca de llegar es con un teleférico con vistas de vértigo.

Historia

El Puente de Queensboro fue inaugurado en 1909, durante este tiempo ha sido conocido como Puente de la Isla Blackwell o Puente de la Isla Roosevelt.

En la actualidad es conocido como «Puente de la calle 59», ya que conecta directamente con esa calle de Manhattan.

Pero oficialmente, desde el 2011 recibe el nombre de Puente Ed Koch Queensboro, en honor de un ex alcalde de Nueva York.

Características

La longitud total del puente es de 2.270 metros, estando separado en cinco tramos.

Además se divide en dos niveles, el superior cuenta con cuatro carriles para el tráfico rodado.

El nivel inferior también tiene carriles para tráfico rodado, tráfico ferroviario y plataforma para peatones y bicicletas.

Puente de Queensboro, conecta Midtown Manhattan con Long Island City
Puente de Queensboro, conecta Midtown Manhattan con Long Island City

Teleférico de Roosvelt Island

Discurre en paralelo al Puente de Queensboro, desde Tramway Plaza en Manhattan hasta Roosvelt Island.

Son apenas cinco minutos de recorrido, pero puedes descubrir Manhattan y el río Este desde un punto de vista diferente.

Cuenta con dos cabinas de un característico color roja, cada una con capacidad para 125 personas.

La frecuencia de paso es de 15 minutos, estando en funcionamiento de 06:00 a 02:30 horas entre semana y hasta las 03:30 horas los fines de semana.

El precio es igual que un viaje en metro, $2,75 con la tarjeta MetroCard.

Se llega desde Lexington Avenue-59th Street, por donde pasan las líneas de metro N, R, W, 4, 5 y 6.

Puente de Verrazano-Narrows

El más moderno de los grandes puentes de Nueva York es Verrazano-Narrows, encargado de unir los distritos de Brooklyn y Staten Island.

Lleva el nombre del explorador italiano Giovanni da Verrazzano, primer europeo que se adentró en la Bahía de Nueva York.

Además, Narrows se refiere al nombre del estrecho que separa la zona superior e inferior de la bahía.

Puente Verrazano Narrows para llegar a Staten Island
Puente Verrazano Narrows para llegar a Staten Island

Historia

El Puente de Verrazano-Narrows fue construido a mediados del siglo XX, siendo inaugurado el tramo superior en 1964 y el inferior en 1969.

Del diseño se encargó el ingeniero Othmar Ammann, como material principal se utilizó acero.

Hasta 1981 fue el puente colgante más largo del mundo, entonces se vio superado por el Puente Humber, en Reino Unido.

Características

La longitud total es de 4.176 metros, la altura desde el agua hasta la punta de las torres es de 211 metros.

Cuenta con trece carriles para el tráfico rodado, siete en el nivel superior y seis en el inferior.

No tiene vías ferroviarias ni pasarelas peatonales, debido al alto coste de construcción.

Aún así, cada año cierra al tráfico para convertirse en el punto de partida de la Maratón de Nueva York.

¿Te ha gustado esta guía? Compártela para seguir creciendo!!

Síguenos en

Aún no tienes hotel

Booking.com

Tu vuelo al mejor precio!

Reserva tu coche de alquiler!

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad