Templos de Pekín

Además del famoso Templo del Cielo, hay otros templos de Pekín que también merece la pena visitar.

Entrada al Templo de los Lamas o Templo de Yonghe
Entrada al Templo de los Lamas o Templo de Yonghe

Templo de los Lamas o Templo de Yonghe

Es el templo y monasterio budista tibetano más importante de China.

En realidad se trata de un complejo de edificios construidos a finales del siglo XVII, durante la dinastía Ming.

Aunque la religión budista ya se había convertido en cooficial de la corte china durante la dinastía Yuan.

Su arquitectura mezcla elementos tibetanos influenciados por la cultura mongol, y elementos chinos con su típica decoración exterior roja y dorada.

Dentro del complejo de edificios destacan tres:

  • Sala de la Rueda de la Ley: con una estatua de 6 metros de Tsongkapa, fundador de la «Tradición de los Gorros Amarillos».
  • Sala Wanfu Ge: aloja una enorme estatua de 18 metros de Maitreya o Buda del futuro, hecha de una sola pieza de madera de sándalo.
  • Sala del Pequeño Potala: donde se encuentra el trono del Dalai Lama.

El horario del Templo de los Lamas es: en invierno de 09:00 a 16:00 horas y en verano de 09:00 a 16:30 horas.

La entrada cuesta 25 RMB.

Se llega desde la estación Yonghegong, por donde pasan las líneas 2 y 5 de metro.

También se puede llegar con los autobuses 13, 18, 44, 62, 75, 116, 117, 684 y 909.

Finalmente está la opción de contratar un tour de contrastes en español.

Templo de Confucio en Pekín

Justo frente al Templo de los Lamas se encuentra el Templo de Confucio, santuario principal del confucianismo en Pekín.

Es el segundo mayor de toda China, tras el que se encuentra Qufu, ciudad natal de Confucio, en la provincia de Shandong.

El templo se construyó a principios del siglo XIV, aunque su edificación se alargó durante 600 años.

Hasta llegar al complejo de edificios que podemos ver hoy en día, con más de 20.000 metros cuadrados de superficie.

Durante siglos funcionó también como Escuela Imperial, de ese período se conservan cientos de enormes estelas grabadas con los nombres de los estudiantes que consiguieron pasar las duras pruebas del confucianismo.

Nada más llegar nos da la bienvenida una estatua del maestro Confucio, dentro hay un gran pasillo central desde el que parten cuatro patios, cada uno con sus respectivos recintos sagrados.

El horario del Templo de Confucio es: de 08:30 a 17:00 horas.

La entrada cuesta 30 RMB.

Se puede llegar desde la estación de metro Yonghegong, por donde pasan las líneas 2 y 5.

Así como los autobuses 13, 18, 44, 62, 75, 116, 117, 684 y 909.

Otra alternativa es contratar un tour en bicicleta eléctrica.

Estatua de Maitreya o Buda del Futuro en el Templo de Yonghe

Templo de la Tierra

También muy cerca del Templo de los Lamas se encuentra el Templo de la Tierra, el segundo santuario más grande de Pekín.

Se ubica exactamente en el lado opuesto de la ciudad al Templo del Cielo, teniendo la Ciudad Prohibida entre ellos.

Construido durante la dinastía Ming, hoy ocupa una superficie de unas 40 hectáreas.

A su alrededor se extiende Ditan Park, uno de los principales escenarios de las fiestas por el Año Nuevo Chino.

Al igual que en el Templo del Cielo, aquí se hacían ceremonias para pedir por las buenas cosechas o un buen clima.

Descubre más sobre su historia, secretos y leyendas con un tour en español.

El horario del Templo de la Tierra es: de mayo a octubre de 06:00 a 21:00 horas y el resto del año hasta las 20:30 horas.

La entrada cuesta 2 RMB.

Se puede llegar desde la estación Yonghegong, por donde pasan las líneas de metro 2 y 5.

Otra opción son los autobuses 18, 75, 104, 108, 113, 119, 124, 125, 301, 426, 430.

Templo de la Tierra, uno de los más famosos templos de Pekín
Templo de la Tierra, uno de los más famosos templos de Pekín

Templo del Buda Durmiente

A unos 20 kilómetros al noroeste de Pekín, muy cerca del Jardín Botánico, se encuentra el Templo del Buda Durmiente.

Está considerado uno de los santuarios más antiguos de la capital, aunque no es de los más conocidos por los turistas.

El templo se comenzó a construir durante la dinastía Tang, por lo que tiene una historia de más de 1.300 años.

Aunque se le hicieron varias ampliaciones durante las dinastías Yuan, Ming y Qing.

El recinto está formado por tres edificios principales, el más importante es el Salón del Buda Durmiente.

En su interior se puede ver la estatua recostada de Buda Gautama, fundador de la religión budista.

Mide un total de 5 metros de largo y pesa casi 55 toneladas, en ella se representa a Buda alcanzando el Nirvana.

Es la mayor estatua de bronce de Buda recostado de China.

Los otros salones que conforman el recinto son:

  • Salón de los Tres Budas
  • Salón de los Cuatro Reyes Celestiales
  • Jardines, plantados con más de 2.000 peonias.

Muy cerca se encuentra el Templo de las Nubes Azules.

El horario del Templo del Buda Durmiente es: de 08:00 a 16:00 horas en verano y de 08:30 a 16:00 horas en invierno.

La entrada cuesta 5 RMB.

Se puede llegar con los autobuses 331, 505, 563 y 696.

Hay que bajarse en la parada Wo Fo Si Station, y desde allí caminar unos 10 minutos.

Fotos de Marina Población.

¿Te ha gustado esta guía? Compártela para seguir creciendo!!

Síguenos en

Aún no tienes hotel

Booking.com

Tu vuelo al mejor precio!

Reserva tu coche de alquiler!