Catedral de Pamplona

Catedral de Pamplona

Ubicada en el antiguo burgo de la Navarrería, la Catedral de Pamplona es el edificio religioso más importante de la ciudad y el complejo catedralicio más completo que se conserva en España. Oficialmente recibe el nombre de Catedral de Santa María de Pamplona.

Catedral de Pamplona, conforma el complejo catedralicio más completo de España, qué ver y hacer en Pamplona
Catedral de Pamplona, conforma el complejo catedralicio más completo de España

Desde el año 589 existe una iglesia en la parte más alta de la ciudad, zona de la que se tiene constancia de asentamientos desde la Edad de Hierro y posteriormente de la ciudad fundada por los romanos. Las obras para erigir la Catedral de Pamplona comenzaron en el año 1100, se trataba de un primer templo románico que tardó unos 27 años en construirse. Con el tiempo se le fueron añadiendo nuevos elementos góticos, como el Claustro o la Capilla Barbazana.

Del exterior destaca la fachada neoclásica, fue añadida a finales del siglo XVIII, del diseño se encargó el arquitecto Ventura Rodríguez. Las monumentales columnas de fuste liso sujetan el frontón clásico con el escudo del Cabildo de Pamplona, flanqueando el conjunto dos torres campanario. Por su parte en la fachada norte destaca la puerta de San José, fue construida a principios del siglo XV siguiendo un estilo gótico. Por último la fachada sur está adosada al claustro, por lo que no es visible por completo.

Lo más llamativo de la Catedral de Pamplona es que se hayan conservado todas sus estancias, desde la iglesia, el claustro y la sacristía que se pueden ver en la mayoría de las catedrales, hasta la cillería, el refectorio, la cocina, la sala capitular, la biblioteca o el dormitorio, por lo que está catalogado como el conjunto catedralicio más completo de España.

Puerta de San José en la fachada norte de la Catedral de Pamplona
Puerta de San José en la fachada norte de la Catedral de Pamplona

Sin duda la estancia más bella es el claustro, no en vano es considerado el mejor claustro gótico del siglo XIV de toda Europa. Su construcción se alargó durante casi 100 años, por eso en sus cuatro lados se puede ver la evolución del estilo gótico, incluyendo sus cuatro monumentales portadas. La Capilla Barbazana es otra de las visitas imprescindibles en la Catedral de Pamplona, bajo la bóveda de estrella de ocho puntas se encuentra el sepulcro del obispo Arnaldo Barbazán, remata el conjunto una talla policromada de la Virgen del Consuelo.

Ya en la iglesia hay varias obras de arte destacadas, como puede ser el Cristo de Anchieta, una joya del estilo manierista español; la Capilla de Santa Catalina, con uno de los retablos barrocos más lujosos de la catedral; el sepulcro de Carlos III y su esposa Leonor de Trastámara, junto con las 28 estatuas que le acompañan forman un bello conjunto escultórico de alabastro; por último la talla románica de Santa María la Real de Pamplona, una de las más antiguas de toda la Comunidad Foral de Navarra.

Detalle del relieve en la fachada principal de la Catedral de Pamplona
Detalle del relieve en la fachada principal de la Catedral de Pamplona

El horario de la Catedral de Pamplona es el siguiente, de lunes a sábados de 09:00 a 10:30 y de 19:00 a 20:30 horas y los domingos y festivos de 10:00 a 14:00 horas. Por su parte el horario del Museo Catedralicio es el siguiente, desde abril a octubre, de lunes a sábado de 10:30 a 19:00 horas y desde noviembre a marzo, de lunes a sábado de 10:30 a 17:00 horas, durante todo el año los domingos permanece cerrado.

La entrada a la Catedral de Pamplona es gratuita durante el restrictivo horario de apertura, el resto del día se accede a través el Museo Catedralicio, por lo que hay que abonar los 5€ de la entrada general.

¿Te ha gustado esta guía? Compártela para seguir creciendo!!

Síguenos en

Aún no tienes hotel

Booking.com

Tu vuelo al mejor precio!

Reserva tu coche de alquiler!