Historia de París

Breve resumen para conocer la historia de París

Orígenes

Los primeros indicios de ocupación humana se remontan al siglo III a. C., cuando en la zona se asentaron los parisios, pueblo galo del que deriva el nombre de la ciudad.

Los romanos llegaron en el año 52 a. C., renombraron la ciudad como Lutecia y la expandieron a lo largo de la orilla izquierda del río Sena, al que ellos llamaban Sécuana.

Invasión de los hunos

En el siglo IV la ciudad recibió el nombre de París, mientras resistía el avance de la invasión de Atila, rey de los hunos.

Finalmente Atila nunca llegó a conquistar París, se dice que gracias a la intervención de Santa Genoveva.

Este hecho y su ayuda para combatir una fuerte hambruna que asoló la ciudad, fueron claves para su declaración como patrona de París.

Dinastía Merovingia

En aquella época los enfrentamientos entre los pueblos bárbaros eran constantes, hasta que Clodoveo I se convirtió en rey de los francos y eligió en el año 508 a París como capital de su imperio.

Fue entonces cuando se asentó la Dinastía Merovingia, la primera dinastía cristiana de los reyes de Francia.

Vistas de París desde la Catedral de Notre Dame
Vistas de París desde la Catedral de Notre Dame

Dinastía de los Capetos

Tras asediar la ciudad en varias ocasiones, los vikingos consiguen conquistar París a finales del siglo IX.

Un siglo más tarde se instaló aquí Hugo Capeto, fundador de la Dinastía de los Capetos. Se trata de la dinastía real más importante de toda Europa, a la que pertenecieron todos los sucesivos reyes de Francia.

De esta época cabe destacar el comienzo de la construcción de la Catedral de Notre Dame, las obras para suministrar agua potable a la población y la fundación de la primera universidad y del colegio La Sorbona.

Guerra de los Cien Años

En el año 1328 muere Carlos IV, último rey de los Capetos, sin descendencia para heredar. A partir de entonces se inicia un período de conspiraciones e intrigas políticas por ocupar el trono de Francia.

Estos sucesos dan como resultado el inicio de la Guerra de los Cien Años, enfrentando a los franceses y los ingleses.

Fue en ese período cuando se construyó la Bastilla, con el objetivo de defender el acceso oriental de la ciudad.

De 1420 a 1436 París estuvo gobernada por reyes ingleses, la Guerra de los Cien Años acabó cuando ocupó el trono de Francia el rey Carlos VII, gracias en parte a los esfuerzos hechos por Juana de Arco.

Catedral de Notre Dame, el santuario católico más importante de París
Catedral de Notre Dame, el santuario católico más importante de París

Traslado de la corte a Versalles

Aún habiendo expulsado a los ingleses los siguientes siglos continuaron siendo convulsos en París, debido sobre todo a la pobreza que sufrían sus ciudadanos y a las diferencias religiosas.

Se vivieron revueltas y protestas como “La Matanza de la Noche de San Bartolomé”, la “Jornada de las Barricadas” o “La Fronda”, ésta última especialmente traumática para el rey Luis XIV que terminó trasladando la corte a Versalles.

Siglo de las Luces

A finales del siglo XVII se extendió en Francia la Ilustración, dando comienzo el Siglo de las Luces.

Fueron años donde dominaban las ideas de filósofos, matemáticos o físicos, como Voltaire, Rousseau o Montesquieu, con el declarado fin de disipar las tinieblas de la humanidad mediante las luces de la razón.

Estas ideas sembraron el germen de la revolución entre las clases medias y bajas parisinas.

Al Palacio de Versalles se trasladó la corte desde París
Al Palacio de Versalles se trasladó la corte desde París

Revolución Francesa

A finales del siglo XVIII, tras varias reuniones entre las clases bajas y las clases dominantes, lideradas por el rey, el clero y la aristocracia, no se llegaba a ningún acuerdo.

Finalmente el pueblo se amotina y toma la fortaleza de la Bastilla, símbolo del absolutismo monárquico, el 14 de julio de 1789 daba inicio la Revolución Francesa.

Durante este período se eliminaron los privilegios de la iglesia y se redactó la Constitución, aprobada en 1791. Al año siguiente se abolió la monarquía y se instauró la Primera República. Incluso se llegó a crear un nuevo calendario republicano.

Pero estos cambios no trajeron la paz a la ciudad, por la que se extendió una cruda represión contra cualquiera con ideas contrarrevolucionarias. Fue entonces cuando dio comienzo el llamado Reinado del Terror, donde se guillotinaron a más de 10.000 personas, incluido el rey Luis XVI.

Napoleón Bonaparte

El 9 de noviembre de 1799 Napoleón Bonaparte da un golpe de estado y crea un consulado del que él mismo se declara cónsul.

En 1804 proclama el Primer Imperio, el fin de la Primera República y se auto designa Emperador de Francia.

Tras expandir su imperio por gran parte de Europa, finalmente fue derrotado en la Batalla de Waterloo el 18 de junio de 1815.

Último rey de Francia

Con la caída de Napoleón, los ingleses, prusianos y rusos se turnaron en el poder. Hasta que tras las revueltas de julio de 1830 obtuvo el trono Luis Felipe, último rey de Francia.

En este período la ciudad vivió una gran expansión debido al auge de la Revolución Industrial, aunque también se agudizaron las diferencias sociales.

Mausoleo de Napoleón Bonaparte en el Palacio Nacional de los Inválidos
Mausoleo de Napoleón Bonaparte en el Palacio Nacional de los Inválidos

Segunda República y Segundo Imperio

Las barricadas de 1848 apartaron del poder al rey e instauraron la Segunda República, aunque ésta sólo duró 4 años, hasta la llegada al poder del sobrino de Napoleón Bonaparte que se convirtió en el Segundo Emperador de Francia.

Fue por aquel entonces cuando París adquirió su fisonomía actual, se demolieron los viejos edificios medievales y se llevaron a cabo la construcción de modernas edificaciones.

Crecimiento y modernidad

A finales del siglo XIX, y sobre todo a principios del siglo XX, París vivió un período de crecimiento y modernidad. Se celebraron varias exposiciones universales, como la de 1889 para la que se construyó la Torre Eiffel.

Entre otras obras se inicia la construcción del metro, inaugurando la primera línea el de 19 de julio de 1900, con motivo de la celebración en la ciudad de los Juegos Olímpicos.

Torre Eiffel, construida para la Exposición Universal de 1889
Torre Eiffel, construida para la Exposición Universal de 1889

Segunda Guerra Mundial

La Segunda Guerra Mundial golpeó de lleno a Francia durante 4 años. Aunque la capital estuvo ocupada por el ejército nazi no sufrió apenas destrozos, por lo que no se vio dañado su patrimonio histórico y cultural.

En agosto de 1944 París fue liberada de la ocupación nazi, hecho en el que jugó un papel fundamental el general Charles de Gaulle.

Quinta República Francesa

En 1958, Charles de Gaulle se convirtió en el primer presidente de la quinta y última República de Francia, régimen político que continúa en vigencia hoy en día.

Para conocer toda la historia de París y sus principales monumentos, lo mejor es contratar un tour GRATIS o un tour de misterios  y leyendas.

¿Te ha gustado esta guía? Compártela para seguir creciendo!! 🙂Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin