Ruta de los Molinos de La Mancha


Ruta de los molinos de La Mancha o molinos de Don Quijote

Los molinos de La Mancha se han hecho famosos por su aparición en la novela Don Quijote, escrita por Miguel de Cervantes en el año 1605. En ellos Don Quijote creía ver a unos peligrosos gigantes, donde sólo estaban las aspas de los molinos meciéndose al viento sobre las colinas manchegas.

Descubre los molinos de La Mancha y otros muchos lugares con encanto de España y el mundo en nuestro canal de Youtube, suscríbete para no perderte las últimas novedades.

Son varios los pueblos que conservan en mejor o peor estado estos molinos; aquí os proponemos una ruta por algunos de los que cuentan con mayor cantidad o en mejor estado de conservación: Tembleque, El RomeralConsuegra, Herencia, Alcázar de San JuanCampo de Criptana y Mota del Cuervo.

Además, aunque no cuenta con ningún molino, por la zona también se encuentra El Toboso, lugar donde residía el amor platónico de Don Quijote, la bella Dulcinea.

Como ves hay mucho por descubrir en La Mancha, si cuentas con poco tiempo para visitar la zona, quizás te interese contratar una ruta de un día por lo mejor de La Mancha, con salida desde Cuenca o el tour de Don Quijote, con salida desde Madrid.

Ruta de los molinos de La Mancha, también conocidos como molinos de Don Quijote
Ruta de los molinos de La Mancha, también conocidos como molinos de Don Quijote

En la región hay otros pueblos que también conservan algunos molinos, como Madridejos, donde sólo hay uno, pero es de los más antiguos, le llaman “Tío Genaro”; en Camuñas también hay uno, con nombre “La Unión”, en Miguel Esteban hay tres, junto a la Ermita de San Isidro.

En general estad muy atentos, porque en La Mancha podéis encontrar un molino de viento al doblar cualquier esquina.

Ahorra tiempo y dinero reservando ya tu hotel con Booking en alguno de los pueblos de la Ruta de los Molinos de La Mancha, además de ofrecerte los mejores precios, puedes buscar tu alojamiento ideal guiándote por las opiniones de miles de clientes.

También puedes encontrar apartamentos, hostales, pensiones o bed & breakfast, con la ventaja de que si cambias de idea, puedes cancelar tu reserva en la mayoría de alojamientos.

Molinos de viento en Miguel Esteban
Molinos de viento en Miguel Esteban

Aunque hay transporte público para llegar a los diferentes pueblos de la región, la mejor opción para descubrirla a tu aire es el transporte particular.

En el caso de que necesites alquilar un vehículo, con el buscador de Rentalcars puedes comprobar cuáles son los mejores precios entre cientos de webs de reservas.

Tembleque:

Conocido como la Puerta de La Mancha, Tembleque cuenta con tres molinos de viento, los primeros que veremos si seguimos la autopista Madrid-Andalucía.

Dos de los molinos han sido recientemente restaurados por completo, el tercero, al ser de propiedad privada, se encuentra en peor estado de conservación.

Molino de viento en Tembleque, conocido como la Puerta de La Mancha
Molino de viento en Tembleque, conocido como la Puerta de La Mancha

Desde el Cerro de los Molinos se obtiene una excelente vista panorámica de Tembleque, una de las villas más pintorescas de toda la provincia de Toledo.

Si estáis por la zona no podéis dejar pasar la oportunidad de visitar su Plaza Mayor, declarada Bien de Interés Cultural por ser una de las más bonitas de Castilla La Mancha.

Plaza Mayor de Tembleque, una de las más bellas de Castilla La Mancha
Plaza Mayor de Tembleque, una de las más bellas de Castilla La Mancha

También es destacable la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, declarada Bien de Interés Cultural; la Ermita de la Veracruz, de planta similar al Santo Sepulcro de Jerusalén; la Casa de las Torres, palacete barroco del siglo XVIII; el Museo Etnográfico, donde conocer las tradiciones más arraigadas de la villa; la Casa de Postas, la Ermita de la Purísima Concepción, la Ermita de Loreto, la Ermita de San Antón o la Ermita del Valle.

Casa de las Torres, el principal edificio civil de Tembleque
Casa de las Torres, el principal edificio civil de Tembleque

No te pierdas la guía turística completa de Tembleque, con sus principales sitios de interés, un resumen de su historia, sus fiestas y gastronomía tradicional o la mejor forma de llegar a la villa toledana.

El Romeral:

Muy cerca de Tembleque se encuentra El Romeral, donde se pueden ver cuatros molinos de viento de La Mancha en muy buen estado de conservación.

Molino "El Pechuga", el mejor conservado de El Romeral
Molino “El Pechuga”, el mejor conservado de El Romeral

Es tanta la importancia de los molinos para El Romeral, que incluso celebran cada año la Fiesta de los Molinos, entre abril y mayo.

Se pueden ver representaciones teatrales de Don Quijote, degustar las tradicionales migas manchegas y si el viento lo permite, rememorar la tradicional molienda del trigo.

Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción a los pies de los molinos de viento de El Romeral
Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción a los pies de los molinos de viento de El Romeral

El más antiguo es el molino “Crítica”,  construido en el año 1852. Tan sólo cuatro años después se erigió el molino “Los Gorrinos”, ambos son utilizados hoy en día como sala de exposiciones.

El último en dejar de moler fue “El Pechuga”, de hecho, es el único que hoy en día conserva intacta su maquinaria de molienda. Por último el molino “Muela”, de propiedad privada.

Museo Etnográfico de El Romeral ubicado en una antigua cueva
Museo Etnográfico de El Romeral ubicado en una antigua cueva

Además de los molinos de viento, en El Romeral se pueden ver varios edificios religiosos, como la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, la Ermita de la Purísima Concepción, la Ermita de San Sebastián, la Ermita del Cristo del Humilladero o la Ermita de la Virgen del Rosario.

Para conocer más de su historia y tradiciones, nada mejor que visitar sus dos museos: el Museo del Esparto, ubicado en un antiguo silo y el Museo Etnográfico, situado en las profundidades de una cueva.

Consuegra:

En Consuegra encontramos uno de los conjuntos de molinos de viento mejor conservados de todo el país. Datan del siglo XIX, en aquel momento se construyeron 13, de ellos en la actualidad se conservan 12 en perfectas condiciones.

Están ubicados sobre el Cerro Calderico, dominando el horizonte de Consuegra. Junto a ellos está el Castillo de la Muela, construido por los musulmanes en el siglo X, hoy es uno de los castillos de Toledo en mejor estado de conservación.

Molinos de viento de Consuegra sobre el Cerro Calderico
Molinos de viento de Consuegra sobre el Cerro Calderico

De los doce molinos que se conservan, cinco todavía poseen la maquinaria original en perfecto estado de funcionamiento, estos son: Bolero, Sancho, Rucio, Espartero y Mochilas.

Los otros molinos que dibujan la figura del Cerro Calderico son: Mambrino, Vista Alegre, Cardeño, Alcancía, Chispas, Caballero del Verde Gabán y Clavileño.

La Oficina de Turismo de Consuegra se está ubicada en el molino Bolero; además Rucio ha sido habilitado como Museo de la Molinería.

Durante la Fiesta de la Rosa del Azafrán, el último fin de semana octubre, el molino Sancho se pone en marcha para realizar otra vez la función para la que fue construido, moler trigo para convertirlo en harina.

Castillo de la Muela en Consuegra, qué visitar en Consuegra
Castillo de la Muela en Consuegra

Junto a los molinos se encuentra el Castillo de la Muela, uno de los mejor conservados de Castilla La Mancha. El edificio data del siglo X, aunque según parece se asienta sobre construcciones romanas.

En el siglo XII fue reconstruido por los Caballeros de Malta, quienes lo convirtieron en la sede de la capital del Priorato en Castilla.

La Guerra de Independencia causó graves estragos en la fortaleza, pero se está llevando a cabo un complicado proceso de restauración para conseguir recuperar su antiguo esplendor.

Edificio de los Corredores en Consuegra, sitios de interés de Consuegra
Edificio de los Corredores en Consuegra

En Consuegra también se puede aprovechar para visitar la Plaza Mayor, donde se ubica el edificio del Ayuntamiento, la Casa de los Corredores y el Colegio de San Gumersindo.

En el apartado de la arquitectura religiosa tenemos: la Iglesia del Santísimo Cristo de la Vera Cruz, la Iglesia Parroquial de Santa María la Mayor o la Iglesia de San Juan Bautista.

Iglesia de San Juan Bautista en Consuegra
Iglesia de San Juan Bautista en Consuegra

Con nuestra guía turística completa de Consuegra podrás descubrir mucho más acerca de sus principales sitios de interés, su historia, su cultura o su gastronomía tradicional.

Herencia:

La siguiente parada de nuestra Ruta de los Molinos de La Mancha es Herencia, municipio de la provincia de Ciudad Real que conserva actualmente siete molinos de viento, cuatro de ellos totalmente restaurados.

El primer molino de Herencia se construyó en el año 1790, a partir de ahí la localidad llegó a contar con un total de once. Los que se pueden ver hoy en día son: “El Ama”, “La Sobrina”, “Dulcinea”, “Maritornes”, “La Dueña Dolorida”, “La Duquesa” y “Teresa Panza”, los cuatro últimos han sido restaurados.

Molinos de La Mancha, también conocidos como los molinos de Don Quijote
Molinos de La Mancha, también conocidos como los molinos de Don Quijote

En Herencia también se puede visitar la Iglesia de la Inmaculada Concepción; el Convento de Nuestra Señora de la Merced, alberga la imagen de “La Hermosona”, Madre y Alcaldesa Perpetua de Herencia; la Casa de Herencia, muestra de la arquitectura popular; La Copa, antiguo depósito de agua ubicado en el paraje La Pedriza; el Parque Municipal y hasta siete ermitas.

Alcázar de San Juan:

Entre Herencia y Campo de Criptana se encuentra Alcázar de San Juan, conservando cuatro molinos de viento imponentes sobre el Cerro de San Antón, de un total de 19 con los que llegó a contar la localidad.

Estos son: Rocinante, Barataria, Fierabrás y Barcelona, los dos primeros utilizados actualmente como Centros de Interpretación.

En el propio Cerro de San Antón se encuentra la Cueva del Polvorín, complejo de galerías utilizado originalmente para guardar pólvora y Las Canteras, antiguas minas que hoy han sido reaprovechadas como escenario de fiestas y espectáculos.

Molinos de viento dominando las colinas de La Mancha
Molinos de viento dominando las colinas de La Mancha

Ya en pleno centro de Alcázar de San Juan se puede visitar el Conjunto Palacial del Gran Prior, incluyendo el Torreón de Don Juan José de Austria, hoy convertido en Museo de los Caballeros Hospitalarios, la Capilla de San Juan BautistaEl Cubillo.

Entre los museos destacan:

Museo Formma, con una amplia exposición de la cerámica manchega.

Museo del Hidalgo, donde se muestra como era la vida de los auténticos hidalgos que inspiraron la historia de Don Quijote.

Museo Municipal, donde se puede aprender acerca de la historia y las tradiciones de Alcázar de San Juan, incluyendo los restos de un antiguo asentamiento romano.

La Mancha desde un pequeño ventanuco de uno de sus tradicionales molinos de viento
La Mancha desde un pequeño ventanuco de uno de sus tradicionales molinos de viento

Museo del Traje Manchego, un recorrido por la indumentario tradicional de La Mancha.

Museo del Ferrocarril, más de 900 piezas reunidas en el que fuera uno de los principales nudos ferroviarios de España.

Museo José Luis Samper, hijo predilecto de Alcázar de San Juan.

Museo D.O. La Mancha, centrado en el proceso de embotellamiento y diseño gráfico de las botellas de vino con Denominación de Origen de La Mancha.

Maquinaria de molienda original de un molino de La Mancha
Maquinaria de molienda original de un molino de La Mancha

Entre las construcciones religiosas destacan cuatro: la Iglesia Parroquial de Santa María la Mayor, donde según cuenta la tradición fue bautizado Miguel de Cervantes; la Iglesia de Santa Quiteria, también utilizada como iglesia parroquial; la Iglesia de la Santísima Trinidad, construida por los Trinitarios Desclazos; por último la Iglesia de San Francisco, en su momento conocida como la Universidad de Alcázar.

Ya en las afueras se puede visitar el Complejo Lagunar de Alcázar de San Juan, integrado por la Laguna de la Veguilla, la Laguna del Camino de Villafranca y la Laguna de las Yeguas.

Campo de Criptana:

Sobre las colinas que dominan la vista de Campo de Criptana, se encuentran diez molinos de viento manchegos, tres de ellos originales del siglo XVI. Todos fueron catalogados Bien de Interés Cultural.

Parece ser que precisamente éstos, fueron los molinos que inspiraron a Cervantes a escribir el famoso capítulo VIII de la primera parte de Don Quijote, donde el ilustre caballero los confunde con gigantes.

Molinos de viento de Campo de Criptana
Molinos de viento de Campo de Criptana

Campo de Criptana fue uno de los puntos de Castilla La Mancha donde más molinos se instalaron durante su período de máximo apogeo. A finales del siglo XVI y durante el siglo XVII, se llegaron a contabilizar 34 molinos.

De estos hoy en día se conservan sólo tres, Burleta, Infanto y Sardinero, los otros siete fueron construidos en el siglo XX.

Molino Quimera en Campo de Criptana
Molino Quimera en Campo de Criptana

Los molinos más modernos albergan la Oficina de Turismo, el Museo de Sara Montiel, el Museo de Vicente Huidobro, el Museo de Enrique Alarcón, el Museo del Vino, el Museo de Labranza y el Museo de la Poesía.

En el molino Burleta se sigue celebrando el primer domingo de cada mes, siempre que el tiempo lo permita, una molienda del trigo para obtener harina.

Molino Poyatos, alberga la Oficina de Turismo de Campo de Criptana
Molino Poyatos, alberga la Oficina de Turismo de Campo de Criptana

El exterior de los molinos de Campo de Criptana es de libre acceso. El interior se puede visitar de martes a sábados, de 10:00 a 14:00 y de 16:00 a 18:00 horas durante el invierno y entre las 17:00 y las 20:00 horas durante el verano, los domingos sólo abren en horario de tarde.

La entrada a cada uno cuesta 0,60€.

Molinos de Campo de Criptana emergiendo entre la niebla
Molinos de Campo de Criptana emergiendo entre la niebla

En Campo de Criptana también se puede visitar la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, la Iglesia del Convento, las casas cueva, el Pósito Real, la Tercia o el Pozo de las Nieves.

Mota del Cuervo:

Mota del Cuervo es la última de las localidades de la Ruta de los Molinos de La Mancha, con un gran conjunto de ellos bien conservados. Por su ubicación sobre un cerro dominando una extensa llanura, es conocida como El Balcón de La Mancha.

Don Quijote y Sancho Panza delante de los molinos de Mota del Cuervo
Don Quijote y Sancho Panza delante de los molinos de Mota del Cuervo

Aquí se encuentran siete molinos de los 23 que llegó a haber sobre la Sierra de Mota del Cuervo, hoy en día están gestionados por la Asociación de Amigos de los Molinos.

Molinos de viento de Mota del Cuervo
Molinos de viento de Mota del Cuervo

Los más interesantes son: El Gigante, con su maquinaria original en perfecto estado, donde se realiza todos los domingos del año una molienda de trigo (si el viento lo permite) y El Zurdo, llamado así porque sus aspas giran al contrario que las del resto. Este último es el único que se conserva totalmente original, los demás han tenido que ser reconstruidos desde los cimientos.

Los otros molinos son: Cervantes, Piqueras, Goethe, Irak y Franz Grillparzer.

Molino El Gigante, alberga el Museo de la Molienda de Mota del Cuervo
Molino El Gigante, alberga el Museo de la Molienda de Mota del Cuervo

En Mota del Cuervo además se puede visitar: el edificio de la Tercia, el Hospital de Pobres, la Iglesia de San Miguel Arcángel, el barrio de Las Cantarerías, famoso por la alfarería que allí se produce, además de otras muchas ermitas y casas señoriales.

El Toboso:

Aunque El Toboso no cuenta con molinos de viento, es famoso por ser el lugar donde vivía el amor platónico de El Quijote en la novela de Cervantes.

Su nombre era Aldonza Lorenzo, también conocida como Dulcinea; era una moza labradora de quién el hidalgo caballero andaba enamorado, aunque ella nunca lo supo.

La realidad es que la moza se llamaba Ana Martínez Zarco de Morales, lo que sí coincide con la ficción es que era de El Toboso.

Don Quijote a los pies de Dulcinea de El Toboso
Don Quijote a los pies de Dulcinea de El Toboso

Aquí se puede visitar la casa donde vivía Doña Ana, el interior es un museo donde se conservan mobiliario y objetos de labranza típicos del siglo XVII.

El horario del Museo-Casa de Dulcinea de El Toboso es el siguiente: de martes a viernes de 10:00 a 14:00 y de 16:30 a 19:30 horas, los sábados de 10:00 a 14:00 y de 16:00 a 18:30 horas y los domingos sólo por la mañanas.

La entrada general cuesta 0,60€, para los estudiantes son 0,30€, gratis para los menores de 18 años y jubilados y los fines de semana para todo el público.

Casa-Museo de Dulcinea de El Toboso
Casa-Museo de Dulcinea de El Toboso

También es muy interesante acercarse el Museo Cervantino, ubicado junto al centro del mismo nombre. Allí se pueden encontrar interesantes ediciones de su más famoso libro, en varios idiomas o firmado por personajes relevantes de la historia.

Museo Cervantino en El Toboso
Museo Cervantino en El Toboso

El horario del Museo Cervantino es el siguiente: de martes a sábado, de 10:00 a 14:00 y de 17:00 a 19:00, media hora menos por las tardes en invierno y los domingos en todos los casos de 10:00 a 14:00 horas.

La entrada general cuesta 2€, los estudiantes y jubilados pagan 1€.

Iglesia Parroquial de San Antonio Abad en El Toboso
Iglesia Parroquial de San Antonio Abad en El Toboso

Como en todos los pueblos, también se pueden visitar los monumentos religiosos: la Iglesia Parroquial de San Antonio Abad, el Convento de las Madres Franciscanas Clarisas y el Convento de las Religiosas Madres Trinitarias, éste último alberga el Museo Trinitario con una intersante colección de arte sacro.


¿Te ha gustado esta guía?
Compártela para seguir creciendo!! 🙂
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn