Castillo de Praga

Ubicado en el histórico distrito Hradčany, el Castillo de Praga es la mayor fortaleza medieval del mundo.

Castillo de Praga dominando las vistas de la ciudad
Castillo de Praga dominando las vistas de la ciudad

Además, está considerado el monumento más emblemático de la República Checa.

El recinto incluye el antiguo Palacio Real, la Catedral de San Vito, la Basílica de San Jorge o el Callejón del Oro.

En conjunto forman una pequeña ciudad que puedes conocer mediante una visita guiada.

Historia

Los orígenes del Castillo de Praga están ligados a la propia historia de la ciudad.

Sus fundadores, los príncipes de la dinastía Přemyslida, ordenaron construir en el siglo IX una primera fortaleza de madera en una colina junto al río Moldava.

Desde entonces fue la residencia oficial de los reyes de Bohemia, así como de los obispos de Praga y los emperadores del Sacro Imperio Romano Germánico.

Cada uno de sus moradores ordenó construir nuevos edificios de distintos estilos, convirtiéndolo en el enorme conjunto palaciego que podemos ver hoy en día.

En la actualidad es la residencia oficial del presidente de la República Checa.

Sala Vladislav en el antiguo Palacio Real de Praga
Sala Vladislav en el antiguo Palacio Real de Praga

Palacio Real

Uno de los elementos más destacados es el antiguo Palacio Real, erigido en el siglo XII sobre las ruinas del primer palacio de madera.

En el interior destaca la Sala Vladislav, considerado el salón no religioso más grande de la Edad Media.

Sus medidas son impresionantes: 62 metros de largo por 15 de ancho, con techos que alcanzan los 13 metros de altura.

También acoge la Sala de la Dieta, antigua sede el Parlamento durante el medievo.

Así como la Capilla de Todos los Santos, iglesia de estilo barroco donde se conservan las reliquias de San Procope.

Capilla del Todos los Santos en el antiguo Palacio Real de Praga
Capilla del Todos los Santos en el antiguo Palacio Real de Praga

Basílica de San Jorge

Dentro de la arquitectura religiosa, además de la Catedral de San Vito, cabe destacar la Basílica de San Jorge, el santuario más antiguo del Castillo de Praga.

Su construcción comenzó en el año 920 ordenada por Vratislao I duque de Bohemia, aunque de esa estructura original sólo se conservan los cimientos.

Del conjunto destaca la fachada barroca de color rojo, añadida en el siglo XVII.

En el interior hay una capilla dedicada a Santa Ludmila de Bohemia, así como los mausoleos de los príncipes de la dinastía Přemyslida, fundadores de Praga.

En la actualidad acoge una sede de la Galería Nacional, en concreto la colección de arte bohemio del siglo XIX.

Basílica de San Jorge en el Castillo de Praga
Basílica de San Jorge en el Castillo de Praga

Palacio Lobkowicz

Además del antiguo Palacio Real, hay otros palacios y residencia de nobles que bien merecen mención, especialmente el Palacio Lobkowicz.

Se trata de un precioso edificio barroco que fue originalmente residencia de condes, siendo hoy en día la única instalación de propiedad privada del Castillo de Praga.

En su interior se puede ver la extensa colección de arte de la familia Lobkowicz, considerada una de las mejores de Europa.

Además hay conciertos de música clásica cada día a las 13:00 horas.

Dentro del Castillo de Praga también se encuentran:

  • Palacio de Verano de Anne o Belvedere, edificio de estilo renacentista antigua residencia de verano de la reina Anne.
  • Nuevo Palacio Real de Praga, actual residencia oficial del presidente de la República Checa.
Escultura de David Cerny en la Torre Daliborka
Escultura de David Cerny en la Torre Daliborka

Torre Daliborka

Uno de los sitios más curiosos del Castillo de Praga es la Torre Daliborka, una imponente torre de estilo tardo-gótico.

Fue utilizada como prisión hasta el siglo XVIII.

Lleva ese nombre por el primer preso que habitó la cárcel, el caballero Dalibor de Kozojedy.

Se dice que fue una especie de Robin Hood de la historia checa.

Museo de Juguetes

Por si todo esto te parece poco, también tienes la opción de visitar museos y galerías de arte dentro del Castillo de Praga.

Algunos tan curiosos como el Museo de Juguetes, considerado el segundo mejor del mundo de ésta temática.

Colección en el interior de la Torre Daliborka
Colección en el interior de la Torre Daliborka

Ceremonia del cambio de guardia

Uno de los momentos más esperados por los turistas es el cambio de turno de la guardia del Palacio Real.

Es una ceremonia atractiva y entretenida, aunque no tiene la misma pomposidad que el cambio de guardia del Palacio de Buckingham o el Palacio Real de Madrid.

Cada día a las 12:00 horas los soldados desfilan al compás de una banda de música, para terminar izando la bandera checa en el Patio Principal.

Ceremonia del cambio de guardia del Castillo de Praga
Ceremonia del cambio de guardia del Castillo de Praga

Horario

El horario del Castillo de Praga es el siguiente: todo el año de 06:00 a 22:00 horas.

Aunque los diferentes edificios de su interior tienen un horario más reducido: de abril a octubre de 09:00 a 17:00 horas y el resto del año de 09:00 a 16:00 horas.

Precio de la entrada

Como hay tantos edificios dentro del conjunto palaciego, las entradas se han dividido en tres circuitos: A, B y C.

  • Circuito A, es el más completo de todos. La entrada general cuesta 350 CZK, la reducida 175 CZK y la familiar 700 CZK.
  • Circuito B, recomendable para conocer los edificios más emblemáticos. La entrada general cuesta 250 CZK, la reducida 125 CZK y la familiar 500 CZK.
  • Circuito C, sólo para el Tesoro de San Vito y la Galería del Castillo de Praga. La entrada general cuesta 350 CZK, la reducida 175 CZK y la familiar 700 CZK.

La entrada es gratuita para los menores de 6 años, las personas con discapacidad y los portadores de la tarjeta turística Prague Card.

Debido a la enorme afluencia de visitantes, se recomienda adquirir la entrada con antelación para evitar las largas colas.

Vista nocturna del Castillo de Praga
Vista nocturna del Castillo de Praga

Cómo llegar

Son varias las paradas de tranvía y metro que se encuentran en las cercanías del Castillo de Praga.

Desde las estaciones Pražský, Pohořelec, Malostranské Náměstí y Královský se puede acceder con la línea 22 de tranvía.

Desde la estación Malostranská. se llega con la línea A de metro.

¿Te ha gustado esta guía? Compártela para seguir creciendo!!

Síguenos en

Aún no tienes hotel

Booking.com

Tu vuelo al mejor precio!

Reserva tu coche de alquiler!